Automovilismo

Crono de Adamuz y Clásicos en Sevilla


Seguimos con las carreras, y en esta ocasión la entrada va sobre la resaca de la  III Cronometrada de Adamuz y el Rallye de Primavera de Clásicos que se disputó por la Sierra Norte de Sevilla.

Esta vaca, junto a la aldea El Alamo, podía pensar: “Otra vez los rallyes de velocidad….no, más bien parecen clásicos”. Y allí se quedó un ratito viendo pasar a los participantes. Una espectadora racing

El domingo 18 de marzo se disputó la III Cronometrada de Adamuz, segunda prueba del Campeonato de Andalucía. En la foto vemos algunos espectadores de los asistentes, en menor número que en las pasadas ediciones.  Por cierto, que muchos se quejaban de lo lejos que cortaban la carretera, tanto por la salida como por la meta. Y cerca de esta última hay una explanada donde pueden entrar coches…

Una de las novedades fue la presencia de una mujer como piloto. Se trata de la almeriense María José Rodríguez, mujer de Gaby Chalhoub, que debutó con un Peugeot 206 GTI, y lo hizo bastante bien, aunque en la última manga se salió. A ver si se animan más féminas.

De nuevo traigo una foto del Seat 124 FL de Sergio González, porque me gusta este coche y Sergio lo lleva cada vez mejor. He leído por algún sitio que ya están preparandouno 124 para correr en rallyes de históricos..

El cordobés Javier Vázquez fue el más rápido entre los turismos de la Crono de Villaviciosa, donde no puntuó al llevar neumáticos de competición; y en Adamuz salió con unos de calle para poder putuar. Pero en la primera manga oficial frenó antes de una curva y se fue recto hacia el exterior, saliéndose. Una pena

Germán Leal tuvo una destacada actuación en Adamuz, ganando la primera y tercera manga, y en la otra fue segundo, a ocho décimas del vencedor. El cordobés se quejaba de que había aflojado al ver un señalizador en pista, lo que le pudo costar la victoria.

El vencedor fue Juan de Dios Roldán, que ya había ganado la crono de Villaviciosa. En la manga de entrenos se dio un pequeño toque y arrancó el faldón trasero, pero luego ganó la segunda manga y fue segundo en las otras dos. Buen comienzo de mi tocayo, al que habrá que tener en cuenta en el Volante RACC.

Entre los Car Cross, nueva victoria de un Galán de la Fuente, en este caso de Crisanto, al que vemos en la foto concentrado antes de salir en la última manga. Como es habitual, los dos hermanos se alternan los dos Speed Car Xtrem y en Adamuz a Crisanto le tocaba el de motor Suzuki, con el que ganó Rafael en Villaviciosa. Este último fue segundo con el de motor Yamaha, que parece no ir tan fino como el otro.

La tercera plaza para los Car Cross fue para Jesús Marchena y su espectacular Semog 2, al que vemos en la foto saliendo de una curva, con las dos ruedas delanteras en el aire.

Y para acabar con la prueba  organizada por Adamuz Derrape Sport, una secuencia de Israel Cala y su Speed Car 2 (que algunos ya haberis visto en fotos u video)

El sevillano llegó cruzado y rápido a una de las curvas más difíciles, a derechas y donde ya había habido alguna salida de pista.

Intenta recuperar la trayectora pero las ruedas traseras abandonan la pista y se queda sin tracción

En esta foto, el Car Cross ya está casi totalmente fuera de la calzada y las ruedas traseras siguen girando…

Esta es la última foto de la salida de pista. Están hechas con el teleobjetivo y como se puede observar, las piedras se dirigen hacia atrás, por lo que era el momento de darse la vuelta y entre otras cosas proteger la máquina.

Los Car Cross no tiene marcha atrás por lo que para volver a pista se suelen dejar caer,  hacen un trompo y vuelven al sentido de la carrera. Israel lo intentó pero no le salió bien…

por lo que se fue contra el guardarraíl, como se ve en la foto. Los aficionados le ayudaron a salir y completó este y las demás mangas. Viendo lo que ocurrió, ratifica algo que siempre han defendido los pilotos de estos monoplazas, que son seguros en caso de impactos. Como se ve en la foto, las ruedas delanteras y parte del morro se colaron por debajo de la bionda, pero las barras  que protegen el habitáculo aguantaron perfectamente, y solo se notaba la carrocería despintada.

Seis días más tarde, sábado 24 de marzo, en ruta haca Sevilla con el 307 HDI, estrenando un navegador Tom Tom GO 820 Live que me han regalado, y que va de maravilla. El anterior no lo podía actualizar y cuando iba por autovías nuevas, me marcaba el campo. En Carmona aparece la lluvia, que acompañará casi todo el día. Parada en el aeropuerto a dejar a unos familiares, y rumbo hacia la Sierra Norte de Sevilla, por donde estaban los participantes del IV Rallye de Primavera de Clásicos.

Los encuentro en la gasolinera que hay junto al cruce de El Castillo de las Guardas, van con algo de retraso, por lo que han anulado un tramo, y me indican el horario. Tomo la A-476 que va hacia Nerva y poco después de La Aulaga me desvío hacia Juan Antón y El Madroño, por los tramos habituales de los rallyes sevillanos. Buenos recuerdos. La que no conocía es la carretera hasta Berrocal, localidad de la provincia de  Huelva donde era la comida. Es preciosa y apta para cualquier tramo o para una subida.

Me coloco en una larga bajada, y hago las primeras fotos desde el coche, por la lluvia. En la de arriba, el Renault Clio 16 v de José Ramón Lledó, que era el coche cero de la prueba.

En esta,  Marcos y Toli Cerezo con su Renault 8 TS, que acabaron terceros, completando un podium totalmente extremeño.

El melillense Javier Burillo, vencedor en la reciente I Subida a Los Montes de Málaga de Clásicos, con su Porsche 911 S, copilotado por José Rodríguez. Como quería llegar con los primeros a la camida, tiré detrás de un participante en dirección Berrocal pero al llegar a un puente vi que había un buen charco, por lo que me paré a hacer fotos.

Ahí vemos el Seat 124 D Especial de los extremeños Carlos Rol y José María Barquilla, que acabaron segundos de la clasificación general.

Los cordobeses Miguel Gómez y Mario Ruiz con su Triumph TR7 pasando el charco. Acabaron terceros de Turismos (sin instrumentos de navegación), a pesar de que se retrasaron en el primer tramo al hacer mal los cálculos, pues el coche tiene cuentamillas y hay que pasarlas a kilómetros.

En Berrocal comí con los participantes (gracias organizadores), saludé a varios de ellos y rápidamente de nuevo al coche para ir detrás del coche cero de José Ramón Lledó (con una buena piloto), hasta El Madroño. Allí comenzaba el primer tramo de la tarde.

Me coloqué en una calle que daba a la carretera, para hacer fotos, pero cuando llegó Agustín Blázquez con su Ford Escort Mk1, se colocó a mi lado, pues allí era la salida. Tiré un poco más hacia abajo y allí me quedé. En la foto de arriba, el Porsche 911 SC de los granadinos Miguel Angel García y Fernando Saeta, que acabaron quintos y segundos de los andaluces.

Los jerezanos Vicente Diosdado y Ana Bahamonde fueron cuartos de la general y primeros andaluces, con su Seat Fura Crono, y ganaron el último tramo de la mañana.

Los vencedores de este rally de clásicos fueron los extremeños José Ramón y Jesús Chaves, con el Opel Corsa GT de la foto. No ganaron ningún tramo pero fueron los más regulares, que es lo más importante en la Regularidad.

Tras pasar todos los participantes, me fui a El Alamo, buscando un bar para tomarme un cafelito (la hora y el frío lo hacían necesario), pero  estaban cerrados. Volví a la carretera y me situé cerca del rasante que se ve en la foto, en la que aparecen Ian Giles y Steven Havelock Robinson con su Triumph TR8, con el reflejo de los faros sobre el coche (algo que ya comenté en una anterior entrada). Por cierto, estaba situado  junto a la cerca de piedra donde apareció después la vaca de la primera foto.

En unas curvas más arriba, el Renault Alpine A11o de Enrique Llledó, uno de los organizadores junto a su habitual copiloto Pablo Gómez Millán, que en esta rallye fue sustituido por uno de los Quintano.

En el rasante y por detrás, el BMW 320 del cordobés Rafael Meléndez-Valdés, gran aficionado, mejor fotógrafo y hace años, corresponsal de AUTOhebdo Sport en Andalucía. Detrás llegó el MG B Mk II de Raúl de la Osa y Santiago García, cuya parte trasera sale en la foto de la vaca racing.

Justo cuando acabaron de pasar los coches, veo que las vacas echan a correr en la misma dirección, como se ve en la foto. El pastor había abierto un redil donde estaban los comederos y por eso corrían…

Vuelta al coche y directo hacia El Castillo de las Guardas, con el imperioso deseo de tomarme un café. Recordaba que en la salida hacia Aznalcóllar había varios bares y allí paré. Además tuve la suerte de que los participantes estaban parados cerca, esperando para salir al último tramo. Me adelanté y paré en en una curva a izquierdas donde tomé esta foto, del Alfa Romeo Sprint Veloce de Eugenio y Pablo mata. Me gustan las fotos verticales donde se vean las localidades, como esta con pueblo al fondo.

El coche más veterano de la prueba, el Austin Healey Sprite Mk1 de Gerardo Artiach y Asís de las Heras, del año 1958. Mucho mérito hacer y acabar este rallye con bastante agua. Y una duda que tengo: ¿es lógico que este coche, con más de 50 años, entre en la misma clasificación que uno de 1985? P.D. Vicente Diosdado me ha resuelto la duda en un comentario que podéis leer en esta misma entrada. Y es que en el Campeonato de Andalucía de Regularidad Histórica se establece  coeficiente según la antigüedad del vehículo, lo cual me parece perfecto. Aquí se demuestra, una vez más, lo importante que es conocer los reglamentos. Gracias maestro.

En la foto, el Mini 1300 de Fernando y Antonio Trasmonte, vencedores en la categoría de Turismos. Por cierto que en el rasante del anterior tramo me hizo ráfagas con todos los faros, y así ha salido la foto del AHs. La segunda plaza fue para Jesús Tavallo y Carlos Ramírez con un Seat 1200 Sport.

Dos sevillanos clásicos en las carreras de Clásicos, los Sánchez de Movellán, Adolfo padre al volante y su hijo del mismo nombre de copiloto en este precioso Renault 8 TS. Fijaros en la caída negativa de las ruedas traseras.

Para acabar, el Seat 600 E de Antonio y Julio Lozano, el último en salir en este tramo. Hice detrás de él los kilómetros que faltaban hasta Aznalcóllar, iba tranquilo, haciendo la regularidad, pero en algunas zonas aceleraba y tenía un buen ritmo. No creo que llevase el mismo motor del “seílla” de los Molero que  probé antes del Sierra Morena de Clásicos.

Fin de la prueba en Gines, donde saludé a los participantes. Enhorabuena a los extremeños por su podium y a los organizadores por la prueba.  Y después, de vuelta a Córdoba, bien guiado por el navegador. al que le hago bastante caso.

Espero no haber cansado con esta larga entrada, pero supongo que estos días de Semana Santa tendreis más tiempo para leer. Otra cosa, propongo a los que hayan ido a ver el Rallye de Portugal que me manden una pequeña crónica de su experiencia: cómo fueron, con quien, donde vieron los tramos, como aguantaron la lluvia, etc. Si además mandais alguna fotillo, pues mejor. Si hay contenido suficiente, podemos montar una entrada. Ea, animaros a escribir.

Nos vemos.

Anuncios

Comentarios

8 comentarios en “Crono de Adamuz y Clásicos en Sevilla

  1. Antes de nada felicitarte como siempre y agradecerte el seguimiento que estás haciendo al Campeonato de Regularidad Histórica, te aclaro la duda que tienes sobre que todos entremos en la misma clasificación. Aparte de encuadrar a los coches en dos categorías Sport (con aparatos de medición adicionales) y Turismo (instrumentación de serie). La fórmula para obtener la puntuación es la siguiente: Copiado del reglamento.
    Posición/Puntos
    1º – 30 6º – 16 11º – 6
    2º – 25 7º – 14 12º – 4
    3º – 22 8º – 12 13º – 3
    4º – 20 9º – 10 14º – 2
    5º – 18 10º – 8 15º – 1
    Además, se otorgará un punto a todos los equipos que hayan finalizado la prueba.
    A cada puntuación se le aplicará la siguiente formula en función de la antigüedad del vehículo, al coeficiente de la prueba y los puntos obtenidos en el Rally:
    P = K x S / (A/100)
    Siendo “K” el coeficiente de la prueba, “S” los puntos obtenidos en la clasificación Scratch y “A” los dos últimos dígitos del año de fabricación/matriculación del vehículo.
    Ejemplo: comparando el Austin del 58 con el Corsa que ganó del 85 (que no puntua para el andaluz, sólo hasta 31/12/1984)
    Corsa: 1 x 30 / 0,85= 35,29
    Austin: 1 x 30 / 0,58= 51,72
    Espero haber aclarado un poco el tema, de todas formas cualquier duda que tengáis sobre esta modalidad no dudéis en preguntar. De camino os anuncio que la próxima prueba será la IV Clásica Ciudad de Almendralejo el 14 y 15 de abril.

    Publicado por vicente | 05/04/2012, 11:56
    • Muchas gracias por el comentario Vicente. Ciertamente era una duda que tenía y me la has aclarado perfectamente. Ahora mismo lo aclaro en el texto. No podré estar en Almendralejo porque coincide con el Rallyesprint de Ugíjar.
      Saludos.

      Publicado por jjmedinamotor | 05/04/2012, 12:42
  2. Buenas tardes:
    Magnífico reportaje sobre nuestro Rally de Primavera.
    Lamento tener que rectificarle ya que los segundos clasificados en la categoría de Turismo, fueron Jesús Tavallo/Carlos Ramírez, a bordo del Seat 1.200 sport (bocanegra) de color naranja.
    Sin otro particular, aprovecho la ocasión para enviarle un cordial saludo.
    Jesús Tavallo.
    608.75.77.85

    Publicado por Jesús Tavallo | 08/04/2012, 20:29
  3. En referencia a la bella foto de un R8TS -vehículo en el que mostró su ineptitud como piloto Carmelo Ezpeleta- compartido por don Adolfo Sánchez de Movellán e hijo. Don Adolfo, prestigioso abogado sevillano, fue el que ideó, creó, organizó y desarrolló el inigualable y reconocido mundialmente Salón Internacional de Caballo de Sevilla, el SICAB. Ama tanto a los caballos de cuatro patas -a los que la Humanidad debe su condición de movilidad- como a los CaVallos de hierro. Fundador de la Asociación Andaluza de Clásicos Deportivos. Y cuando murió mi inolvidable hermano -q.e.p.d.-, me escribió una sucinta, enternecedora y sublime carta que aún la conservo. Don Adolfo Sánchez de Movellán: un caballero, un señor, un hombre.

    Publicado por Baldomero Torres Vázquez | 09/06/2012, 13:14
  4. Don Adolfo Sánchez de Movellán Ruíz, prestigioso abogado sevillano. Gran aficionado de los coches clásicos -socio fundador de la Asociación Andaluza de Clásicos Deportivos-. Y ama tanto a los CaVallos de hierro como a los de cuatro patas -a los que la Humanidad tanto les debe-. Por ello, ideó, creó, promocionó, desarrolló y dirigió el Salón Internacional del Caballo de Sevilla, el mundialmente reconocido SICAB. Un lujo para la capital, para Andalucía y para España.

    Publicado por Baldomero Torres | 10/06/2012, 17:29

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

abril 2012
L M X J V S D
« Mar   May »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30  

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: